Instituto de Ambiente del Defensor del Pueblo

 4342040 / 4342120 Int.: 129
 inadepcba@gmail.com

El Instituto de Ambiente del Defensor del Pueblo de la Provincia de Córdoba -INADEP- fue creado en el año 2016 como resultado de la evolución del trabajo que se hace en materia ambiental desde la primera gestión de Mario Decara. El INADEP es el marco desde el que se llevan a cabo diversas acciones para la defensa y  promoción del Medio Ambiente, y que van desde la atención de reclamos particulares y colectivos; la promoción de debates en torno a políticas públicas ambientales; estudios y dictámenes técnicos sobre proyectos ambientales gubernamentales; y hasta la coorganización con universidades nacionales de diplomaturas con crédito académico, entre otras.

El Defensor del Pueblo considera que el derecho a un ambiente sano es un derecho humano fundamental y presupuesto del disfrute y ejercicio de los demás derechos, por la íntima vinculación del ambiente con la calidad y viabilidad de la vida de los seres humanos y todas las especies  de nuestro planeta. Y que el conocimiento de la problemática ambiental es una necesidad y derecho de la población y que ante esta realidad es necesario concientizar a la población para cambiar "Temor por Conocimiento".

En este sentido, entre los objetivos del INADEP se pueden mencionar:

  • CONTRIBUIR a la construcción de una sociedad comprometida con la problemática ambiental y que promueva la satisfacción de las necesidades de las generaciones actuales sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras de satisfacer sus propias necesidades.
  • GENERAR un programa de formación e investigación que tenga en cuenta no solamente los impactos causados por el desarrollo, sino también las posibles alternativas de manejo, en una tarea que obliga a profundizar la relación de cada una de las disciplinas con la problemática ambiental y las posibilidades teóricas y prácticas de articulación del conocimiento.
  • FAVORECER el desarrollo y ejecución de políticas públicas tendientes a lograr una toma de conciencia de los ciudadanos y comunidades, empresas e instituciones, aceptando las responsabilidades que les incumben y participando equitativa y conjuntamente en la labor de proyectos comunes.

En tanto que algunas de sus funciones son:
  1. Promover el conocimiento y cumplimiento de todas las normas que regulan la protección del ambiente.
  2. Articular con los gobiernos, instituciones y sectores sociales el desarrollo de estrategias que contribuyan a lograr una toma de conciencia de esta problemática.
  3. Colaborar con diferentes instituciones educativas, en la creación y el desarrollo de espacios de formación y capacitación en materia ambiental.
  4. Generar espacios de debate, diálogo, consulta y mediación que permitan una mirada actualizada sobre las diferentes problemáticas.